miércoles, 25 de mayo de 2011

MANIFIESTO GENERAL PENDIENTE DE APROBACIÓN

SE PRETENDEN ESTABLECER UNOS MÍNIMOS COMUNES EN LOS QUE LA CIUDADANÍA SE SIENTA REFLEJADA Y DISPUESTA A HABLAR PARA SER ESCUCHADA.
A PARTIR DE AQUÍ SE DEJA ABIERTA UNA LÍNEA DE DEBATE/INFORMACIÓN/FORMACIÓN DE LOS TEMAS QUE PREOCUPEN A LA SOCIEDAD.



¡HEMOS DESPERTADO!
La situación política, económica y social actual ha llegado a un punto de colapso. La ciudadanía ha alcanzado unos niveles de preocupación e indignación con la dirección que nuestras sociedades están tomando, y que no promete un futuro claro y seguro. Ha despertado en ella esa conciencia que le exige tomar parte activa en la gestión política y comprometerse firmemente para afianzar el cambio necesario, dando lugar a una explosión social, que va más allá incluso de nuestras fronteras, y que reivindica un nuevo concepto de progreso.
Bajo un sentimiento común y pacífico de unidad ciudadana, más allá de las obsoletas etiquetas ideológicas y partidistas, nace la reivindicación plural de unos derechos básicos, comunes y equitativos a todos.
Por esta razón estamos aquí reunidos. Creemos que, en democracia, la soberanía nacional debe residir en el pueblo, del que emanan todos los poderes del Estado. La voz del pueblo debe ser escuchada no sólo cada cuatro años, pues la ciudadanía debe entenderse como un actor político participante en el desarrollo de las tomas de decisiones de un Estado que afecten al conjunto de la sociedad.
Actualmente, nuestro sistema democrático ha sido anulado por una gestión política que se ha acomodado en una esfera separada de la propia ciudadanía, y ajena a sus necesidades reales, llegando incluso a tomar medidas que atacan directamente derechos fundamentales reconocidos en nuestra Constitución.
Nosotros, la ciudadanía, hemos decidido elevar nuestra voz a las esferas de poder. No podemos olvidar el sentimiento originario que nos congrega aquí: el deseo de un cambio. Partiendo de este punto común, no debemos ofuscarnos en el diseño de propuestas demasiado concretas y definidas, que provocarían la dispersión de puntos de vista y la fragmentación del movimiento. Debemos, por tanto, hacer un esfuerzo por detectar los problemas que nos afectan en mayor grado al conjunto de la sociedad.
Por ello, presentamos los puntos mínimos a los que se debe dar solución de la manera más inmediata y eficaz:
1.      Control y transparencia de la gestión política y eliminación de los privilegios de dicha clase.
2.      Medidas efectivas contra el desempleo y restablecimiento de los derechos laborales arrebatados en las últimas reformas del sistema laboral.
3.      Gestión sostenible, tanto de la vivienda ya existente como de nuevas construcciones, con el fin de garantizar el respeto del medio y el acceso a la misma.
4.      Gestión de calidad y no privatización de los servicios públicos (Administración pública; Sanidad; Educación; Servicios sociales; Justicia…).
5.      Control y transparencia en la gestión de las entidades bancarias y regulación del fraude fiscal y de los paraísos fiscales para evitar la fuga de capital nacional.
6.      Respeto de las libertades ciudadanas de la Constitución española (Título I. De los Derechos y Deberes Fundamentales) y compromiso real con el cumplimiento de la Declaración Universal de los Derechos Humanos.
7.      Evolución del sistema democrático hacia una democracia más participativa (referéndums consultivos y vinculantes; reforma de la ley electoral; división real de los poderes jurídico, legislativo y ejecutivo…)
8.      Integridad, transparencia y libre acceso a la información. Medidas que aseguren la neutralidad de la Red.

Este manifiesto es el principio de un debate social necesario. En él se definen los problemas cruciales que la sociedad española debe afrontar como punto de partida para iniciar el cambio que necesitamos y exigimos.
Por ello, invitamos y animamos a todas las personas que se vean reflejadas en este manifiesto a unirse e involucrarse en este movimiento de concienciación que pretende conformar una sociedad civil responsable y comprometida, y restablecer esos lazos perdidos que nos hacen partícipes de nuestro sistema político y democrático.

Fdo: #acampadajaen
24 de Mayo de 2011

2 comentarios:

Revolución Social dijo...

Quería decir que en los pimeros días de las acampadas estaba bastante ilusionado, cosa que ha ido diluyéndose con el paso del tiempo. Mas que nada porque me parece que se está convirtiendo en un movimiento marcadamente reformista. Y reformando un determinado sistema lo que se hace inevitablemente es fortalecerlo. Para eso precisamente se hacen las reformas.
Si queremos dar unos retoques al sistema capitalista para que “funcione mejor” o para que sea menos injusto flaco favor le estamos haciendo a la humanidad. El primer paso, pienso yo, en esta lucha es pedir la abolición de este sistema inhumano y asesino que es el capitalismo. Y a partir de ahí, desde los escombros, construir una sociedad autenticamente libre, sin gobernantes ni gobernados.
Por todo ello, cuando escucho a determinadas personas hablar de “spanish revolution” no sé si reirme o llorar, porque una revolución se caracteriza por una transformación total de una sociedad en todos sus ámbitos y no por unas cuantas reformas que pretenden cambiar algo para que todo siga igual.

Salud.

bethlem22 dijo...

COLGAR EL MANIFIESTO QUIEN LO TENGA POR FAVOR

Quienes Somos

Mi foto
Acampada Jaen
Un grupo de Indignadxs que han decidido que ya no mas...
Ver todo mi perfil
acamapada jaen. Con la tecnología de Blogger.

Seguidorxs

TU TAMBIEN PUEDES!!

acampadajaen

Consultar este grupo

Páginas vistas en total